31 agosto, 2015 Remica Servicios Energéticos

Adrián, de becario a empleado de Remica: “Aportaré ganas, ilusión y profesionalidad”


El pasado mayo, Adrián, un joven diplomado en ingeniería industrial, entró como becario en el departamento técnico de Remica. Estaba estudiando un curso sobre eficiencia energética y durante un mes y medio pudo aproximarse al día a día en el trabajo de una empresa líder en este área.

Pocos días después de finalizar sus prácticas, el ingeniero recibió una grata sorpresa: una llamada de Recursos Humanos de Remica dándole la posibilidad de participar en el proceso de selección para un puesto en el departamento de telegestión. Finalmente, ¡consiguió el trabajo!  Hoy hablamos con él para que nos cuente un poco más sobre su nuevo empleo y nos dé algunas claves sobre cómo conseguir dar el ansiado salto: de becario a empleado de una empresa.

Entraste como becario en Remica a través de un curso sobre eficiencia energética ¿qué te llevó a matricularte en él?
Me interesa mucho este sector, está muy relacionado con lo que he estudiado y creo que además es una materia que cada vez cobra más importancia en la sociedad y sobre la que puede aumentar la demanda de profesionales.

Comenzaste como becario en el departamento técnico pero ahora estás en telegestión, ¿en qué consiste tu trabajo?
En el departamento de telegestión realizamos el control y la gestión remota de las instalaciones durante las 24 horas del día. Nos permite optimizar el funcionamiento de los equipos y detectar cualquier avería en tiempo real, dando una respuesta rápida y eficaz. De hecho en la mayoría de los casos la avería está resuelta antes de que el cliente la detecte y se haya quedado sin servicio. También atendemos al cliente cuando quiere hacer algún cambio o tiene alguna duda referente a su instalación y realizamos la programación de los autómatas que se instalan en las salas de calderas.

¿Y qué crees que aporta tu departamento a Remica?
Creo que nuestra labor es fundamental ya que controlamos las instalaciones y nos adelantamos a las posibles incidencias que puedan surgir para prestar así el mejor servicio al cliente.

El día 30 de junio acabaste tus prácticas en el departamento técnico y a los pocos días te llamaron para ofrecerte un puesto en el departamento de telegestión de Remica, ¿por qué crees que lo hicieron?
¡Supongo que sería porque quedaron satisfechos con el trabajo que había hecho anteriormente!

Y cuando te dijeron que ibas a trabajar en telegestión, ¿qué se te pasó por la cabeza?
¡Me interesó mucho! Conocía a grandes rasgos en qué consistía el trabajo pero me informé mucho más para la entrevista y me pareció un área muy interesante para trabajar.

Tú entraste como becario en Remica y ahora eres un trabajador más, ¿qué consejos darías a aquellas personas que les gustaría conseguir un contrato en una empresa?
Yo les diría que sean responsables, profesionales, que sean personas que hablen las cosas con claridad, sin miedo a preguntar nada, que sean honestos consigo  mismos y con la empresa.

¿Qué destacarías de los meses que llevas en Remica? ¿Qué es lo que más te está aportando la empresa?
La verdad que lo que más me gusta de Remica es haberme encontrado con un gran calidad humana, hay muchísimo compañerismo entre la gente ¡y no lo digo por quedar bien! [risas]. En serio, tanto durante el periodo de prácticas como ahora, la gente ha sido muy atenta conmigo y estoy muy agradecido. En mi opinión en un puesto de trabajo los compañeros son muy importantes y yo he tenido mucha suerte.

Y tú, ¿qué crees que puedes aportar a Remica?
Lo que voy a aportar son ganas e ilusión, profesionalidad, responsabilidad y dedicación a lo que estoy haciendo.

Desde aquí, queremos desear mucha suerte a Adrián en su nueva etapa. Si a ti también te gustaría trabajar en Remica en el apartado “ofertas de empleo” de este blog puedes encontrar los procesos de selección que actualmente tiene abiertos la compañía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *