18 junio, 2018 Remica Servicios Energéticos

Los trabajadores satisfechos contribuyen a transmitir una buena imagen de empresa

La imagen de la marca puede definirse como  la percepción que tiene el público o los consumidores sobre lo que proyecta una compañía. Algo en el que influyen enormemente los trabajadores ¡Estas son las razones!

Una labor continua

Para ayudar a crear esa imagen que el público tiene de la compañía, las organizaciones trabajan su identidad corporativa, es decir, transmiten su misión, visión y valores, diseñan manuales corporativos con la identidad visual de la compañía, realizan planes y estrategias de comunicación y relaciones públicas, lanzan campañas de publicidad…

No obstante, por muy trabajada que sea su estrategia, ninguna organización tiene el cien por cien del control sobre su imagen de marca. O lo que es lo mismo: no se puede controlar totalmente qué  sentimientos y emociones provoca una compañía en la opinión pública.

De hecho, un suceso puntual puede dañar seriamente la imagen de una compañía, a pesar de que esta se haya esforzado durante años por mostrar lo mejor de sí misma.

Los empleados, los mejores embajadores de la imagen de marca

Hay miles de ejemplos de cómo una crisis de reputación puede afectar durante años a la buena imagen de una organización. En general, estas crisis surgen por una mala actuación de la organización,  por la gestión deficiente de  una crisis (p.ej. un accidente), por productos defectuosos…

Un conflicto laboral, o las acciones de los trabajadores también pueden afectar a la imagen de marca. Un buen ejemplo de ello lo protagonizó una compañía de comida rápida en Estados Unidos, donde un usuario hizo pública la foto de un empleado lamiendo las tortillas que se sirven a los clientes.

A pesar de que la empresa se apresuró a asegurar que esas tortillas nunca fueron vendidas, el daño estaba hecho.

De ahí la importancia de que las organizaciones cuiden a sus clientes internos. Y es que está demostrado que un empleado satisfecho aumenta su grado de compromiso con la compañía, y ofrece mejores resultados y rentabilidad que otro desmotivado.

El contacto con el cliente y los proveedores, el principal termómetro

Los empleados representan a la compañía en el trato con clientes, colaboradores, proveedores, competidores…

Por ello, las organizaciones que son conscientes de la importancia de trabajar una buena imagen de marca invierten en formación y en ofrecer a sus trabajadores pautas y protocolos para que puedan enfrentarse con éxito a su día a día.

Estos son algunos aspectos que conviene evitar:

  • La rotación excesiva de empleados que tratan directamente con los clientes puede generar confusión y ofrecer una mala imagen. Sobre todo en el caso de productos y servicios que requieren una atención personalizada, tratar con la misma persona o equipo genera un vínculo de confianza.
  • Que los conflictos internos sean percibidos por los clientes. Esto puede suceder en el trato comercial de una compañía con respecto a sus clientes. Por ejemplo, cuando un cliente potencial es contactado por varios comerciales por falta de organización interna.
  • Que los trabajadores desconozcan el catálogo de productos o los valores de la organización. La formación y la edición de manuales es fundamental para que, cualquier trabajador de la organización que tenga contacto con clientes o proveedores conozca los argumentos de venta y la filosofía de la empresa.

En Grupo Remica  somos conscientes de la importancia de cuidar y formar a nuestro cliente interno para ofrecer el mejor servicio.

Disponemos de un equipo de profesionales altamente cualificado, formado por más de 300 personas. Y contamos con un elaborado programa de formación continua que la compañía ofrece a todos sus empleados, logrando así una permanente actualización y mejora de nuestros servicios.

¿Quieres saber más sobre nosotros? Visita nuestra web www.remica.es

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada a través del análisis de tu navegación, conforme a nuestra política de cookies. Si continúas navegando,aceptas su uso

ACEPTAR
Aviso de cookies